dimarts, 1 de març de 2016

Trabajo cooperativo, un nuevo reto para la formación profesional

Desde el inicio de este curso, en el departamento de ciclos hemos decidido dar un giro a nuestra nuestras clases con tal de adaptarlas a los nuevos modelos pedagógicos de aprendizaje cooperativo. Probablemente algunos de vosotros ya habréis oído hablar sobre el tema pero seguro que para muchos es un concepto que completamente nuevo.

¿Qué es el aprendizaje cooperativo?
El aprendizaje cooperativo es un método educativo basado en que los estudiantes trabajen de forma conjunta para que aprender a través de la interacción y colaboración entre compañeros.
Se pretende que a través de la creación de grupos de trabajo representativos de la diversidad presente en el aula, los alumnos logren aprender los contenidos de las distintas asignaturas y a la vez aprendan a trabajar en grupo de forma cooperativa.

¿Por qué hacemos esto ahora?
Años atrás, la formación profesional estaba claramente enfocada a enseñar un oficio a la gente joven para que estos pudieran encontrar un buen trabajo donde asentarse y desarrollar su carrera profesional.

Sin embargo, las cosas han cambiado y aunque no podemos saber al 100% cómo será el mundo que se encontraran nuestros alumnos cuando acaben sus estudios con nosotros, es evidente que deberán saber desarrollarse en un entorno que cambia a gran velocidad, globalizado, con profesiones nuevas, start-ups, nuevas tecnologías y todo esto en un mercado laboral cada vez más inestable.Por ello, consideramos que tan o más importante que enseñar a nuestros alumnos los contenidos de las diferentes materias es lograr que desarrollen ciertas competencias básicas que les permitirán adaptarse a este entorno incierto y cambiante que se encontraran el día de mañana.

El trabajo cooperativo en el aula permite que los alumnos aprendan de forma amena, trabajando valores como la responsabilidad, la empatía, el autocontrol y la proactividad y favoreciendo que los alumnos interioricen y hagan suyos los conocimientos adquiridos.

Además, se trabajan dos habilidades de gran importancia para el futuro éxito laboral de nuestros estudiantes. Por un lado, es una forma perfecta de mejorar las capacidades comunicativas orales y escritas y, por otro lado, logramos que los estudiantes aprendan a aprender por si mismos, trabajando con nuevas tecnologías y optimizando todos los recursos que tienen a su alcance.

 ¿Cómo está funcionando?

Ahora que ya llevamos varios meses aplicando este método de aprendizaje en el aula podemos empezar a sacar algunas conclusiones:
Primero de todo, hemos visto que los alumnos disfrutan mucho de las sesiones de aprendizaje cooperativo, es mucho más fácil captar su interés y su capacidad de concentración es más elevada que en una hora de clase clásica. Es evidente, que buena parte de este interés es debido a la novedad que supone para los alumnos este método de enseñanza pero el hecho de que se les requiera una actitud mucho más activa también es algo que encuentran motivador y divertido.

En segundo lugar, vemos que se tarda algo más de tiempo en dar un mismo tema trabajando de forma cooperativa que haciéndolo de forma tradicional. De todas formas, aunque los alumnos puedan tardar un poco más en adquirir un determinado nivel de conocimientos de una materia, vemos que una vez aprendido algo son más capaces de relacionar conocimientos y de tener una visión más abierta y crítica de aquello que aprenden.

Por último, nos hemos dado cuenta que aunque la acogida de los alumnos al método de aprendizaje cooperativo es muy satisfactorio, debemos ir avanzando poco a poco para mejorar y ampliar las sesiones que impartimos de forma cooperativa. Hay que tener en cuenta, que muchas veces los estudiantes de CiclesPàlcam no han trabajado anteriormente estas técnicas de aprendizaje y, por tanto, hay que hacer un esfuerzo extra para garantizar que el nivel de conocimientos acabe siendo el mismo.

El aprendizaje cooperativo requiere de un importante trabajo por parte del profesorado para lograr que la organización de las sesiones sea la correcta, que los distintos grupos tengan la diversidad necesaria, que cada alumno entienda y desarrolle correctamente su rol dentro del grupo y sobretodo que los alumnos entiendan que trabajar en equipo es mucho más que trabajar en grupo.

Para finalizar adjunto enlace a un vídeo que muestra sin necesidad de palabras lo mucho que podemos lograr trabajando en equipo de forma cooperativa.


Gerard Zato
Profesor CiclesPalcam

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada